Entrevista al corrector de estilo de AMAGI: Miguel Garrido Muñoz

miguelgarrido_1320777157_47Miguel Garrido Muñoz es corrector editorial, redactor de contenidos y traductor de portugués Licenciado en periodismo y teoría de la Literatura. Con una experiencia editorial de 7 años de trabajo, en los que ha desarrollado competencias de técnico editorial, redactor de prensa, corrector ortotipográfico y de estilo, consultor editorial y traductor de portugués para el Grupo Planeta, Santillana, Pearson, Deusto, Gestión 2000, Temas de Hoy, Síntesis, Aguilar, Península, RBA y otras publicaciones y empresas. Ha llevado a cabo competencias de edición y prensa: correcciones de estilo de libros técnicos y narrativa; comunicación; edición de publicaciones digitales [Ebooks, IPad, PDF] y maquetación en InDesign CS5, Redacción técnica de textos y consultor editorial.

Poco despúes de haber teminado la corrección de Amagi, he tenido la agradable ocasión de entrevistarle a pesar de su apretada agenda.

Hola Miguel, antes que nada, ¿en qué consiste la labor de un corrector de estilo?  

Un corrector de estilo da claridad y mejora cualquier tipo de texto (literario, educativo, técnico, etc.). Le sugiere al autor mejoras en la calidad de su libro y corrige los errores. Dota al libro de mayor coherencia, y esto solo es posible cuando el libro tiene la adecuada organización lógica, sintáctica, semántica y gramatical. Los correctores respetamos el sentido original de las ideas expresadas y el estilo personal del autor. Para ello nos amparamos en la normativa gramatical y ortográfica del idioma en que trabaja y somos conocedores de la lengua a nivel profesional. En esencia, el corrector sugiere, pero nunca impone ni añade.

¿Todos los libros publicados pasan por una corrección de estilo?

En España, desde luego que sí. Cualquier editor o editorial que tenga en valor el libro que desea publicar y promocionar debe cuidar la calidad final del libro. La revisión definitiva de un libro antes de su publicación es indispensable para evitar desagradables sorpresas posteriores. Un libro bien corregido es la verdadera imagen de la editorial, después del valor literario de la obra y el autor.

¿Se pierde la voz del autor tras una corrección de estilo?

El corrector nunca altera el sentido del texto ni rompe la voz del autor. De hecho, trabajamos en colaboración con los autores para lograr que su texto sea lo más cohesionado, preciso y claro posible. El respeto al estilo del autor es prioritario.

¿Cuál ha sido tu impresión general sobre Amagi?

 Amagi fue una gran sorpresa, además de un placer trabajar con una novela tan definida desde sus planteamiento iniciales y tan dispuesta a despertar la conciencia del lector. Al comienzo de mi trabajo como corrector, pensé que se trataba de una obra estimulante pero circunscrita a un público juvenil, tal vez porque su protagonista es un joven despierto que ansía lanzarse al mundo y probarse a sí mismo a pesar de los contratiempos que puedan salir a su paso. Enseguida, me di cuenta de que Amagi se dirige en realidad a todo tipo de lectores, especialmente recomendada a aquellos que necesitan dar un empuje a su vida y han perdido la motivación. La aventura de Amagi, este joven solitario, es la aventura que le espera ahí fuera a quienquiera que desee recobrar estímulos y renovar el valor de la alegría. Una novela que aporta al lector enseñanzas en un formato literario bien conseguido.

¿Has tenido que corregir muchos aspectos de Amagi?

 Lo que se ha corregido en la novela entra dentro de lo normal. Hemos procurado mejorar la cohesión del libro para que el lector sienta suya también la aventura de Amagi.

¿Qué tipo de género definirías la novela?

 Uno de sus aciertos es que al compás de una trepidante aventura, tenemos también el drama, la intriga y la pasión. En el concierto de estos cuatro géneros, Amagi consigue un equilibrio poco usual en novelas que quieren entregar al lector una historia trepidante que le haga despertar su motivación y estimularlo a través de los planteamientos de vida que el libro contiene.

¿Es entretenida? ¿Has disfrutado con el encargo?

 Partíamos con ventaja y el autor nos lo puso fácil, pues desde el principio percibimos que el libro estaba escrito por un fiel conocedor de la lengua española y un hábil creador de historias.

¿Qué tipo de libros en el mercado se encontarían en la línea de Amagi? Títulos y autores…

 El mercado publica mucha narrativa similar a la línea desarrollado de Amagi. Un libro a medio camino entre la aventura, el coaching y el desarrollo personal, narrativa juvenil y adulta en torno al género de la fantasía, etc. No lo tiene fácil, pero creemos que es un buen libro, y un editor con ojo y buen gusto no lo dejaría escapar.

¿La ves una obra comercial?

 Sin duda. De hecho, una de sus cualidades es la de que su lectura siempre resulta sugerente. El protagonista siempre está en ruta, viajando, viviendo experiencias y salvando escollos, probando el azúcar de la vida, dejándose embriagar por ellas, pero al mismo tiempo aprendiendo de los errores continuos que comete. El libro encierra un significado brillante, que tal vez se pueda expresar con esa cita del escritor italiano Ippolito Nievo: la razón se hace adulta y vieja; pero el corazón permanece siempre niño. Y Amagi es una ventana al aprendizaje constante y una invitación a no desprendernos de nuestro corazón de niño. Por esa razón es comercial, porque debería alcanzar al gran público para decirles y gritarles al oído: ¡vivan, aprendan!

¿Qué aspectos destacarías sobre su línea argumental, su composición, su estructura…?

Amagi tiene una estructura de viaje. El protagonista abandona la tierra de sus padres para adentrarse en un territorio desconocido de experiencias, nuevas sensaciones y, sobre todo, retos. En realidad, muestra el recorrido de la niñez y la entrada en la edad adulta sin abandonar la sorpresa, el drama, esa visión inquietante que tienen los jóvenes cuando emprenden una nueva aventura del saber. El estilo es directo, claro, preciso… Lo que más nos gustó es la habilidad que demuestra el autor por encontrar el adjetivo adecuado en un estilo que se vuelve bello y preciosista para resaltar los momentos clave de la novela.

Finalmente, ¿en qué estás trabajando actualmente?

 En estos momentos estamos corrigiendo una enciclopedia de instrumentos musicales

Anuncios

Una respuesta a “Entrevista al corrector de estilo de AMAGI: Miguel Garrido Muñoz

  1. Pingback: Sagar Prakash Khatnani presenta ‘Amagi’, una novela que invita a la reflexión |·

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s